sábado, 29 de noviembre de 2008

Pulpo (Octopus Vulgaris)

OCTOPUS VULGARIS




Reino: Animalia
Filo: Mollusca
Clase: Cephalopoda

Subclase: Coleoidea
Superorden: Octopodiformes

Orden: Octopoda

Anatomía

Este cefalópodo puede llegar a medir 1 metro, incluyendo los brazos, y tener un peso de hasta 10 kg, aunque con frecuencia es mucho más pequeño. En casos excepcionales se afirma que pueden llegar a los 3 metros de largo, con brazos de 2 metros y un peso de 25 kg. Pero tal vez solo a grandes profundidades. El pulpo común Octopus vulgaris puede alcanzar los 3 m de largo y 12 kg de peso. El pulpo de Vancouver es la especie más grande, puede llegar a pesar 40 kg.



Los brazos disponen de dos hileras de ventosas en la parte inferior. La superficie del cuerpo es lisa o con apéndices. El color es muy variable pues el propio pulpo lo cambia, mediante control nervioso, en función del ambiente en que se halle, variando entre rojizo, marrón, amarillento, azulado o gris.
Los ocho brazos de los pulpos cuentan con ventosas pegajosas y convergen en el cuerpo del animal; en su punto de convergencia presentan la boca provista de un pico córneo. En la cabeza se alojan los ojos, muy desarrollados, el cerebro y tres corazones, dos de ellos bombean sangre a las dos branquias y el tercero al resto del cuerpo. En el manto se ubican el resto de vísceras, como el depósito de tinta que emplean para escapar de sus depredadores; también cuentan con el sifón, el cual puede cambiar de dirección, a diferencia de los calamares, con el que expulsa una gran cantidad de agua, impulsándose así a gran velocidad.



Cada uno de sus brazos se conecta con un cerebro pequeño que depende del principal y que los usa para controlar sus brazos.
Además de los ojos lenticulares, el pulpo dispone de un cerebro muy desarrollado, incluso inteligente. Suelen ser animales muy curiosos, observando de día el ambiente que les rodea desde la seguridad de su escondite. Suelen ser tímidos con los buceadores, pues suelen ser martirizados por estos sin otro motivo que el juego. Algunos animales jóvenes, sin malas experiencias todavía, pueden dejarse observar durante largo tiempo a corta distancia, mientras ellos observan asimismo a su oponente.
Los pulpos son animales de los fondos, por los que se desplazan con ayuda de sus tentáculos, pero en caso de peligro pueden desplazarse mediante la expulsión de un chorro de agua a través de la cavidad respiratoria, la cual es orientable en diversas direcciones.



Son animales nocturnos que se ocultan durante el día en sus escondrijos. Si no tienen ningún cobijo adecuado cerca, construyen ellos mismos uno a base de piedras que hallen en el fondo, o bien cerrarán la entrada demasiado expuesta de un agujero. Los pulpos pequeños anidan también, durante el periodo de cría, en conchas vacías de moluscos bivalvos.
El pulpo se mimetiza con el ambiente, cambiando tanto de forma como de color. Su estado de ánimo también influye en los cambios de color, apareciendo ondulaciones azules cuando está excitado, o volviéndose pálido cuando tiene miedo. Si está furioso dominan los colores rojizos.


Los pulpos son presas favoritas de morenas y anguilas, por lo que no carecen de enemigos naturales. Su única protección es su capacidad de mimetismo y el poder lanzar nubes de tinta para escapar de sus enemigos, cosa que hacen mediante el mecanismo de propulsión a chorro que hemos comentado, acto seguido buscan un nuevo escondrijo y se mimetizan con él.

¿Cuánto viven?

No se conoce su tiempo de vida.

Descripción breve de su comportamiento

El pulpo es un animal muy curioso, se mimetiza con el ambiente, cambiando tanto de forma como de color. Su estado de ánimo también influye en los cambios de color, apareciendo ondulaciones azules cuando está excitado, o volviéndose pálido cuando tiene miedo. Si está furioso dominan los colores rojizos.
Es un animal inteligente que puede tender una emboscada para capturar desprevenidas a sus presas. También se les observa inspeccionado el fondo de noche y capturando implacables a sus presas dormidas.


Características del medio físico (luz, temperatura, humedad, etc.)

Aguas de climas templados y tropicales de todo el mundo, muy ricas en nutrientes.

¿Cómo se adapta al medio ambiente para sobrevivir? (mecanismos de adaptación)

Con su poderosa boca, similar a un pico de loro, pueden triturar duros crustáceos e incluso bivalvos, los restos de los cuales a menudo "decoran" la entrada de su guarida, lo que permite localizarlos.
Las ventosas de sus brazos le ayudan a fijarse al sustrato.
Lanzan tinta como defensa, y cuando están en peligro se desplazan mediante la expulsión de un chorro de agua a través de la cavidad respiratoria.
Sus ojos son los más desarrollados entre todos los invertebrados.














La piel de estos cefalópodos posee los llamados cromatóforos que contienen pigmentos rojo y negro. Esto les permite cambiar rápidamente de color y pasar desapercibidos.
Es una especie (rara, amenazada, en peligro de extinción, extinta, sujeta a protección especial, etc.)
Cada vez es más escasa por la pesca submarina sin control y sobre ejemplares jóvenes. Pero no se encuentra en peligro.

Alimentación

El pulpo captura cualquier presa que pueda dominar, esencialmente crustáceos, bivalvos y peces, ocasionalmente también carroña. Es un animal inteligente que puede tender una emboscada para capturar desprevenidas a sus presas. También se les observa inspeccionado el fondo de noche y capturando implacables a sus presas dormidas.
Con su poderosa boca, similar a un pico de loro, pueden triturar duros crustáceos e incluso bivalvos, los restos de los cuales a menudo "decoran" la entrada de su guarida, lo que permite localizarlos.
Los pulpos se alimentan de algas y de algunos peces pequeños, dependiendo del tipo de pez y de la especie del pulpo.

Reproducción

El tercer brazo derecho del macho es en realidad un órgano reproductivo que es introducido en la cloaca de la hembra para introducir los espermatóforos. Tras la fecundación el macho abandona a la hembra y ésta cuelga sus huevos en forma de racimos en el techo de su cueva.


Los pulpos entablan duras batallas entre machos para conseguir aparearse con una hembra. Una vez conseguido el acoplamiento, mediante la introducción del brazo de cópula ( hectocótilo) en una cavidad del manto de la hembra, ésta pone alrededor de 150.000 huevos en cápsulas pequeñas y transparentes con un pedúnculo corto. Estos huevos aparecen reunidos por miles en forma de racimos largos que se sujetan a la parte superior de una cavidad, donde son custodiados por la madre durante dos meses, y oxigenados con agua limpia. Sin este cuidado los huevos se pudrirían y morirían al cabo de poco tiempo.
La madre no se alimenta mientras está cuidando los huevos, y suele morir después de la eclosión de los mismos por debilidad. Los pulpos jóvenes suelen vivir de 1 a 2 meses con la cabeza hacia abajo en el plancton, hasta que comienzan su vida en el fondo. Durante este tiempo es cuando son más vulnerables, por lo que se reduce su número en forma espectacular.
Número de crías que tiene
150.000 huevos en cápsulas pequeñas y transparentes.

Habitad

Habita en fondos rocosos, arenosos y en praderas submarinas, desde la superficie hasta los 100 metros de profundidad, en todo el Mediterráneo.
Este pulpo es el más conocido y está ampliamente distribuido por el Atlántico, el Mediterráneo, el Caribe y el Golfo de México, y es al que se refieren casi todas las descripciones sobre la vida y costumbres del pulpo en libros, revistas y documentales.


Viven también en aguas someras, en grietas de rocas y paredes.

Comportamiento

Los pulpos tienen mucha fuerza en comparación a su tamaño, pero incluso los más grandes son animales muy tímidos, pasan la mayor parte del día escondidos en grietas y por la noche salen a cazar. Es un animal que se mimetiza con su entorno, haciendo difícil verlo, incluso arruga su piel para hacer parecer una roca con algas. Sin embargo cuando es atacado o cuando copula cambia de color enseguida. Los grandes peces como la morena, el congrio o el mero suelen atacarle, para evitarlos el pulpo expulsa un poco de tinta negra por su propulsor. Poseen los sentidos muy desarrollados, excepto el oído, ya que son completamente sordos. Tienen además una gran inteligencia, memoria e incluso capacidad de aprendizaje.

Inteligencia

Se considera a los pulpos los invertebrados de mayor inteligencia, tendiendo estos un sistema nervioso muy desarrollado (el cual sólo 2/3 se encuentra en el cerebro, el resto está en los brazos). Su capacidad para resolver problemas, sortear obstáculos y memorizar patrones ha sido comprobada en varias oportunidades por científicos de todo el orbe. Son capaces de aprender observando, cosa que queda más que demostrada luego de ver al pulpo imitador en acción, quien adopta diferente formas de animales venenosos para no ser molestado.

Una gran cualidad es que todos sus conocimientos (de supervivencia) los adquirieron por sí mismos, ya que sus progenitores mueren luego de que los huevos eclosionan; a diferencia de los vertebrados donde el conocimiento se trasmite de generación en generación.